jueves, 1 de marzo de 2012

LA HUMILDAD


La humildad es no sentirte más que nadie
sino reconocer que eres como todos,
es saber pedir perdón a quien dañaste
y sin altivez reconocer que te equivocaste

La humildad no es arrastrarse ni humillarse
simplemente es no ser un soberbio
es no sentirte autosuficiente
aceptando que sin Dios tú nada puedes
Es no ser uno de esos prepotentes
que se llevan el mundo por delante
es mostrarte tal cual eres
con defectos y virtudes ante la gente

La humildad es no creerte dueño de la verdad
sin solamente de lo que tú crees
es mostrarte sencillo y sincero,
dejarte aconsejar cuando estas errado
Es ser un buen amigo, sin hipocresías
es regalar un beso cada día
es tener un corazón manso
es abrazar con gratitud a la vida

Humildad es mostrar el alma
y reír y llorar como un niño
desnudando los sentimientos,
sabiéndote un simple ser humano

Es amar sin esperar nada a cambio
entregando el corazón a borbotones
es dar la mano en una ofrenda de paz
desechando esos viejos rencores

Es ansiar perdonar a quien te ha lastimado
despojándote de un falso orgullo,
porque al ser humilde te sentirás pequeño 
pero demostrarás que tienes la humildad de los grandes.